¿Cómo lo hago?

La sustitución de sustancias no es necesariamente solo reemplazar una sustancia química por otra. Debe hacer sus deberes y no existe un «planteamiento único». Los métodos que funcionan en una empresa pueden no hacerlo para su producto o proceso. Puede que necesite probar varias soluciones alternativas antes de encontrar la más adecuada. En su evaluación debería no solo considerar el peligro sino también la exposición a la sustancia química, los distintos procesos técnicos y los diseños de producto, así como aspectos de rendimiento y económicos. Es importante valorar igualmente los efectos secundarios también en su evaluación, tales como uso energético y de recursos, residuos, reciclaje o impacto social.

 

Asegúrese de que conoce su sustancia exhaustivamente, por ejemplo, el efecto que tiene en su formulación, producto o proceso. También debe entender cuáles son las propiedades o funciones clave que necesita. Puede que no necesite utilizar ninguna sustancia química peligrosa. Sus conocimientos internos y la literatura científica y técnica son probablemente las mejores fuentes de información en esta fase.

Realice una distinción entre su producto final y su proceso. Puede que tenga varios requisitos para su producto y otros para el proceso.

Categories Display

Etiquetado como:

(haga click en la etiqueta para buscar contexto pertinente)